martes, 25 de mayo de 2010

Shampoo hecho en casa

Lo prometido es deuda, así que aquí les traigo la receta del shampoo que usamos en casa

Ingredientes:

  • Uno o dos ataditos de una hierba aromática que les guste. Puede ser manzanilla, hierbabuena, ortiga, romero, caléndula.
  • 100 gms de sal marina (mas o menos 4 cucharadas)
  • 150 gramos de texapón N - 70(mas o menos 4 cucharadas)
  • 1 litro de agua
  • Una cuchara de palo, una olla, un recipiente para mezclar y un colador.
Se hace una infusión con el litro de agua y las plantas. De preferencia se usan plantas que no hayan sido cultivadas con agroquímicos. Se deja enfriar completamente, es importante que este fría porque si está tibia no da punto.

En una vasija se pone el texapón y la sal marina que se consiguen en los almacenes de químicos


y se mezclan. El texapón es un derivado del petróleo, pero es biodegradable, es el saponizador (el que le da lo jabonoso) y esta receta sirve como shampoo, lavaloza (con unas gotas de limón) y jabón de manos, con unas cosillas más también se puede usar como jabón de ropa.


Luego se le agrega la infusión y se mezcla. Si desean también se pueden agregar unas gotitas de aceite escencial (unas 10 son suficientes), lo cual le aporta aroma y los beneficios del aceite.


Hay que mezclar un ratito (unos 7 minutos) porque los grumos de la sal y del texapón se van disolviendo poco a poco. Aquí todavía falta mezclar.

Va espesando y cogiendo punto hasta que ya no tiene grumos y Listo! Shampoo natural hecho en casa! Nosotros guardamos unos frascos del shampoo que usábamos y lo reutilizamos.


 En casa usamos este shampoo no solo para el cabello, es también nuestro lavavajillas y con un poco de ceniza es también nuestro detergente de ropa.

Una de las últimas variaciones que hemos hecho al shampoo para el cabello es agregarle una hoja de sábila pelada y licuada con una taza de agua (es preferible utilizar guantes y una licuadora diferente a la que utilizamos todos los días en la cocina ya que la sábila es muy amarga y el vaso puede quedar impregnado) y se licúa hasta que quede una baba espesa y homogénea y se la ponemos de último a la mezcla anterior. La sábila deja el cabello suave y en todo lado se habla de las maravillas que obra en el cabello.

20 comentarios:

Marvan dijo...

Gracias por compartir. Lo probaremos esta semana misma. Mi chico mayor está de lleno en aceites y recetas naturales, le encantará.

Àfrica dijo...

Zinnia, ¡qué pasada! lo probaremos con lavanda a ver cómo sale. ¿El texapón se puede comprar en una droguería?
Muchas gracias!

Silvia dijo...

Sí, que interesante. Algo que quiero probar. A ver si localizo ese texapón.
Besos,

Zinnia Muñoz dijo...

Aquí el texapón se consigue en las tiendas donde venden productos químicos, el nombre científico es lauril sulfato de sodio y se consigue en dos concentraciones 70 y 40, nosotros usamos el de 70.
Espero que lo encuentren, porque es muy fácil de hacer, sale muy barato y es biodegradable.

Un abrazo a todas.

Maulina dijo...

Veremos si hay texapon en Chile o si tiene otro nombre...pero lo intentaremos

bajo el diente de león dijo...

Yo también me pongo a buscar el texapón ese ya :)).
Zinnia, muchas gracias por compartir la receta.
Besos.

Mamá Gallina dijo...

me viene muy bien tu receta, justo buscaba shampoos biodegradables, así que me animaré a hacerlo a ver que tal funciona. Gracias por compartir tu receta, por visitar mi blog y yo te leo aunque no siempre comento. Un Abrazo!

lluvia de estrella dijo...

muchas gracias por su informacion ahora voy a probar esto en mi casa por que es algo natural y ya basta de todos los quimicos que tiene los shampos industriales, mi maestra me explico que estos con el paso del tiempo te producen canser

francisco dijo...

Buenas! yo antes hacia shampoo, casi de manera similar, aunque "cocinaba" el texapon, le agregaba la sal de mar y por ultimo la infusion de hierbas... muy buen producto!! por cierto, en santiago, donde puedo comprar el texapon??? tiene la direccion o el nombre del lugar donde se puede comprar?? necesito esa informacion, por favor!!!

Zinnia Muñoz dijo...

No sabía que el texapón se pudiera "cocinar". No conozco si en Santiago se consiga, tendrás que averiguar en los almacenes de productos químicos, tal vez mejor por el nombre 'formal' que es lauril sulfato de sodio. Espero que lo encuentres.

ma. eloisa dijo...

HOLA, EL TEXAPON ES NATURAL O QUIMICO?

Daniela Rojas dijo...

la sal de mar no reseca el cuero cabelludo? saludos

Zinnia Muñoz dijo...

Hola Daniela. Como muchas cosas, posiblemente depende del tipo de piel. En nuestra casa somos 6 y cada uno tiene diferente tipo de cabello y a todos nos funciona. Debemos llevar como 8 años usándolo y no hemos tenido problemas.

mariangel parada cruz dijo...

gracias por compartir, una pregunta cual es el tiempo de duracion? no le hechas conservantes? gracias!!!!

Zinnia Muñoz dijo...

Hola Mariangel

No, no le agrego conservantes ni colorantes, para nosotros entre menos químicos tenga es mejor. A nosotros normalmente nos dura 2 meses, pero lo he tenido 4 meses sin que se deteriore.

Últimamente le aplicamos dos o tres cucharadas de vinagre, esto con el fin de neutralizar el ph ya que el texapón es bastante alcalino y el cuero cabelludo tiende a ser neutro, y en ese caso el vinagre cumpliría también la función de ayudar a conservarlo. El olor a vinagre no se queda en el cabello, solo mientras se aplica se siente el olor, al salir de la ducha ya no huele.

Espero te sirva la info :)

miguel ramirez dijo...

hola cuanto tiempo tengo que esperar para poder usar este champoo

Zinnia Muñoz dijo...

Hola Miguel

Lo puedes utilizar inmediatamente. No hay ningún problema :)

miguel ramirez dijo...

ok muchas gracias pues lo intentare hacerlo

Granja Mallinsur dijo...

Hola desde el sur de Chile, hace un tiempo aprendí a usar este producto y me fue bastante bien, pero perdí el contacto , agradecería si me pudieran informar donde comprarlo,

Lorena Lastra Q
Granja Orgánica Mallin Sur

Zinnia Muñoz dijo...

Hola Lorena

Nos toca pedir ayuda a los amigos chilenos. Si consigo el dato te lo paso.

Un abrazo